Apuesta constante por nuestro medio rural

Contar con 174 municipios en La Rioja es un tesoro, una riqueza inmensa: en ellos, en los pueblos más pequeños, se encuentran las raíces de nuestra Comunidad, lo más propio. Lejos de los núcleos económicos de mayor relevancia, conservan nuestras raíces y nuestra memoria.

Pero además de un patrimonio incalculable, suponen una responsabilidad máxima para los dirigentes: siendo los focos menos poblados de la región, tienen los mismos derechos y deben contar con los mismos servicios y comodidades. Por eso, siempre he considerado crucial realizar una apuesta constante y desinteresada por nuestro medio rural.

En esa línea, esta mañana colocábamos la primera piedra del nuevo ayuntamiento de Cirueña y del nuevo consultorio de Ciriñuela, junto a su alcalde, Pedro Jesús Cañas; poco más tarde, Isaac Palacios, alcalde de Santurde, nos mostraba el avance de las obras de urbanización y saneamiento que se llevan a cabo en su municipio; la visita a La Rioja Alta ha concluido con la inauguración de la balsa de riego en Santurdejo, junto a Agustín San Martín, su alcalde.

Cuatro municipios que no suman más de 600 habitantes desarrollan cuatro proyectos del Gobierno de La Rioja que superan los 2 millones y medio de inversión; aproximadamente 3.800 euros por habitante. Ésa es la mejor apuesta para fomentar la igualdad de oportunidades, para gobernar para todos los ciudadanos, vivan donde vivan.

Y esto contrasta con la política del Gobierno central, que parece acordarse únicamente de los grandes municipios. Vertebración no es, como ha hecho el Gobierno Central, invertir 32.000 euros en estos cuatro pueblos en los últimos dos años. Cohesión no es, como hace el Plan E de Rodríguez Zapatero, invertir 110 euros de media por habitante. Mal les iría a estos pueblos si solo se aplicasen criterios demográficos.

Es aquí, en municipios con poca población como Cirueña o Santurdejo, donde se demuestra la responsabilidad de un Gobierno. Y el de La Rioja seguirá trabajando para mejorar la calidad de vida de sus vecinos, sean los que sean y vivan donde vivan.



Deje una respuesta